Llámanos ahora

Sleeve Gástrico

Siéntete mucho más
saludable y activo
que antes

En la Clínica de la Obesidad hemos practicado más de 1800 cirugías bariátricas, la mayoría
de ellas de bypass gástrico por laparoscopia y Sleeve Gástrico o Manga Gástrica.

No front page content has been created yet.

¿En necesario el uso de vitaminas después de la cirugía de Sleeve Gástrico ?

Existe la posibilidad de que en algún momento sea necesario suministrar a los pacientes vitamina B12 si los niveles de estas se observan bajos en las mediciones que se hacen posterior a la cirugía, sin embargo, la gran mayoría de los pacientes no lo requieren. Con frecuencia puede recomendarse el uso de multivitaminas tomadas en forma de tabletas durante los primeros meses posteriores a la cirugía, mientras el paciente se adapta a su nueva alimentación, sin embargo no hay que tomar estos suplementos en forma permanente como en otras cirugías.

¿Cuales son las ventajas del Sleeve Gástrico o Manga Gástrica?

Es una cirugía mínimamente invasiva, produce una pérdida de peso que generalmente alcanza al menos el 70% del exceso de peso. y con frecuencia los pacientes llegan a perder hasta el 100% del peso excesivo. (Para considerar esta cirugía exitosa, el paciente debe perder al menos el 70% del exceso de peso. En pacientes con índice de masa corporal inferior a
40 kg /m, con frecuencia se observa que se logra perder hasta el 100% del exceso, con muchos de nuestros pacientes regresando a un peso completamente normal para su estatura). Esto es muy superior a lo observado con la cirugía de Banda Gástrica, sin las molestias que esta frecuentemente produce.

Testimonios

Pacientes

Tengo 22 años y actualmente estoy estudiando en una universidad de la ciudad de Cali. Desde pequeña sufrí de problemas de obesidad los cuales no eran fáciles de manejar. Después de conocer las cirugías que me podían ayudar a solucionar este problema decidí realizarme un Sleeve Gástrico en la Clínica de la Obesidad....

Juliana Escobar Betancourt

Soy Alejandro Orozco Calero, tengo 26 años y en septiembre de 2009 me practicaron un Sleeve Gástrico; he perdido alrededor de 37 Kg (casi el 100% del exceso de peso) y esto ha traído muchos cambios positivos en mi vida, para empezar me siento mucho más saludable y activo que antes.
Dado que viajo frecuentemente, ahora puedo viajar con mucha más comodidad y sin molestar a otros. El dolor causado por la hernia de disco que sufro (L5-S1) ha disminuido considerablemente y ya puedo caminar normalmente. La gente constantemente me hace notar que físicamente me veo mucho mejor y más saludable; ya no tengo que comprar la ropa que “me toca” porque no se consigue la talla, sino la que quiero y me gusta.

¡Saludos!

“Todos los resultados de los trabajos pueden variar dependiendo de cada persona y dependiendo de cada caso”. (*)

Alejandro Orozco

Físicamente hablando fue una cirugía poco traumática y muy levemente dolora, como cualquier otra me imagino, excelente opción, mejor que el bypass puesto que no fue tan invasiva ni de tanto tiempo de hospitalización. El dolor de estomago generado por una gastritis de muchos años desapareció por completo, luego de un año de cirugía, jamás se repitió, solo he presentado vomito un par de veces por comer demás, pero cero desaliento y malestar; puedo decir que se erradicó hasta el momento y para siempre espero.

El proceso psicológico si es el más complicado, al menos lo fue para mí, en este aspecto puedo asegurar que es ABSOLUTAMENTE indispensable recibir un acompañamiento, una asesoría de especialistas, escuchar testimonios buenos, regulares y malos, experiencias de otras para comprender que no “solamente uno” le pasas lo que estas sintiendo. Que la familia te apoye, tú pareja, tus amigos y trabajar fuertemente en comprender que se debe a generar un cambio en el estilo de vida. El trabajo frente al cambio de actitud dirigido por un psicólogo o psiquiatra es importante, alguien que te ayude a que el cambio físico tan positivo que se presentó, sea lineal y de la mano a la forma como te reflejas y sientes.
Puedo decir que mi vida se ha dividido en dos, y soy un ser humano totalmente diferente al que entró al quirófano ese día. Me siento plena, inmensamente feliz y llena de energía.

“Todos los resultados de los trabajos pueden variar dependiendo de cada persona y dependiendo de cada caso”. (*)

Maria Osorio